Informacion

Análisis de errores para diagnosticar habilidades de lectura

Análisis de errores para diagnosticar habilidades de lectura

El análisis de error es un medio para usar un registro continuo para el diagnóstico para identificar las dificultades específicas de los estudiantes. El registro continuo no solo es una forma de identificar la velocidad de lectura y la precisión de la lectura, sino que también es una forma de evaluar los comportamientos de lectura e identificar los comportamientos de lectura que necesitan apoyo.

Un análisis erróneo es una excelente manera de obtener información auténtica sobre las habilidades de lectura de un estudiante y un medio para identificar debilidades específicas. Muchas herramientas de evaluación le proporcionarán una estimación "descuidada y sucia" de la competencia lectora de un niño, pero proporcionarán poca información útil para diseñar intervenciones apropiadas.

Los errores a buscar durante un análisis de error

Corrección
Un signo común de un lector competente, una corrección es un error que el alumno corrige para dar sentido a la palabra en la oración.

Inserción
Una inserción es una (s) palabra (s) agregada (s) por el niño que no está en el texto.

Omisión
Durante la lectura oral, el alumno omite una palabra que cambia el significado de la oración.

Repetición
El alumno repite una palabra o parte del texto.

Inversión
Un niño invertirá el orden de la impresión o la palabra. (de en lugar de forma, etc.)

Sustitución
En lugar de leer la palabra en el texto, un niño sustituye una palabra que puede o no tener sentido en el pasaje.

¿Qué te dicen los errores?

Corrección
¡Esto es bueno! Queremos que los lectores se corrijan por sí mismos. Sin embargo, ¿el lector lee demasiado rápido? ¿El lector está corrigiendo mal la lectura precisa? Si es así, el lector a menudo no se ve a sí mismo como un "buen" lector.

Inserción
¿La palabra insertada resta valor al significado? Si no, puede significar que el lector tiene sentido, pero también inserta. El lector también puede estar leyendo demasiado rápido. Si la inserción es algo así como el uso de acabado para terminar, esto debe abordarse.

Omisión
Cuando se omiten las palabras, puede significar un seguimiento visual más débil. Determine si el significado del pasaje se ve afectado o no. Si no, las omisiones también pueden ser el resultado de no enfocar o leer demasiado rápido. También puede significar que el vocabulario visual es más débil.

Repetición
Muchas repeticiones pueden indicar que el texto es demasiado difícil. A veces, los lectores repiten cuando no están seguros y repetirán la (s) palabra (s) para que sigan viniendo mientras se reagrupan.

Inversión
Esté atento a un significado alterado. Muchas inversiones ocurren con lectores jóvenes con palabras de alta frecuencia. También puede indicar que el alumno tiene dificultades para escanear el texto, de izquierda a derecha.

Sustituciones
A veces, un niño usará una sustitución porque no entiende la palabra que se lee. ¿Tiene sentido la sustitución en el pasaje, es una sustitución lógica? Si la sustitución no cambia el significado, a menudo es suficiente para ayudar al niño a centrarse en la precisión, porque él / ella está leyendo el significado, la habilidad más importante.

Creando el Instrumento Miscue

A menudo es útil tener el texto copiado para que pueda tomar notas directamente en el texto. Una copia a doble espacio puede ser útil. Cree una clave para cada error, y asegúrese de escribir la sustitución o la corrección previa sobre la palabra que se extravió para poder identificar el patrón más adelante.

Reading A-Z proporciona evaluaciones con los primeros libros en cada nivel de lectura que proporcionan tanto el texto (para notas) como las columnas de cada uno de los tipos de error.

Realizar un análisis de error

El análisis de error es una herramienta de diagnóstico importante que se debe hacer cada 6 a 8 semanas para dar una idea de si las intervenciones de lectura abordan las necesidades del estudiante. Entender los errores le ayudará con los próximos pasos para mejorar la lectura del niño. Vale la pena tener algunas preguntas preparadas que le permitan conocer la comprensión del niño sobre el pasaje leído, ya que el análisis de errores tiende a depender de aconsejarle sobre las estrategias utilizadas. Inicialmente, el análisis erróneo puede parecer lento, sin embargo, cuanto más lo haga, más fácil será el proceso.

  • Use texto desconocido, no algo que el niño sepa de memoria.
  • Un análisis erróneo será inexacto cuando se administre a un lector emergente, pero la información aún puede ser valiosa.
  • Déle al alumno alguna opción en la selección de lectura.
  • Necesitará un lugar tranquilo sin interrupciones, puede ser muy útil grabar al niño, lo que le brinda la oportunidad de escuchar el pasaje más de una vez.
  • Fotocopie la selección que leerá el alumno, úsela para registrar los errores.
  • Graba cada error. (Use guiones para las palabras saltadas, registre cada sustitución (es decir, fue para cuándo), use para insertar y registre las palabras, circule las palabras omitidas, subraye las palabras repetidas, también puede usar // para las palabras repetidas.